General — October 24, 2010 at 9:58 am

Julian Assange y Wikileaks: ¿será el hombre que publique la Verdad del 11-S? / El I Ching me contestó con el hexagrama 61

by

En España, diríamos que lo tiene “a huevo”. Julian Assange tiene a toda la prensa internacional rendida a sus pies. Ahora mismo, él maneja la batuta de lo que es “noticia” a nivel mundial. Tras la última publicación de los informes sobre Irak, ha concedido entrevistas a diferentes medios, y en ellas dice perlas como las que le regaló a El País.

Como no podía ser de otra forma (y yo conozco tan bien) están intentando desacreditarlo por medio de la infiltración y la elaboración de informes falsos sobre su persona, tratando de desviar la atención de lo que está haciendo. Por eso, el otro día se levantó de una entrevista con la CNN, ante las gilipollescas preguntas de la periodista, que intentaba socavar su credibilidad en base a informes creados por los servicios de inteligencia (muy típico) y así no entrar en el tema de verdad: torturas y asesinatos a manos de las tropas de liberación.

Sé que Assange dijo hace meses que no creía en la versión alternativa sobre el 11-S pero, sinceramente, no me lo creo. Un tipo que tiene tanta información debe conocer al dedillo lo que sucedió aquel día. Mi opinión es que se está guardando ese as en la manga.

Veamos la situación. Dentro de poco, Assange publica otros documentos sobre Afganistán. Bien, y después, ¿qué? ¿Hacia dónde va Wikileaks, una vez que ha concitado la atención de la Prensa Mundial? ¿No sería el momento perfecto para filtrar documentos desconocidos sobre el 11-S? Tiene que haber tantos… Pero bastaría con que sacara a la luz los memorandos que hablan de los ejercicios militares de secuestro de aviones que se celebraban aquel día (¡CINCO!) y los que se celebraron en las semanas anteriores (¡UNA DECENA!). Sólo eso, y ya está: quedaría claro que el gobierno de los Estados Unidos estuvo implicado en los atentados. A partir de ahí, al día siguiente de la publicación de esos documentos, la pirámide de la corporación Illuminati caería, tras quitar la piedra angular, como en ese vídeo que puse el otro día. Irremisiblemente.

Y al revelarse la Verdad del 11-S, la Paz llegaría al Planeta Tierra. Sí, LA PAZ, amigos. No esa paz ñoña, sumisa y pedigüeña (“por favor, por favor, dejadnos en paz”) sino la verdadera, la Paz con mayúscula que nace de la Verdad y la Justicia. La Paz poderosa y duradera. La Verdad de saber que todas las guerras han sido prefabricadas por poderes ocultos y que los seres humanos nunca quisieron ir a la guerra: les empujaron mediante mentiras. Inmediatamente después de esa revelación, el fantasma de Al Qaeda se volatilizaría y con él, las medidas de “seguridad” que tanto nos fastidian en los aeropuertos. Los planes del Nuevo Orden Mundial morirían en ese mismo momento, al igual que el sistema financiero: ¿cómo iba a sobrevivir a tal revelación? Nuevos gobiernos y sistemas políticos deberían llegar porque, evidentemente, otros falsos atentados como el del 11-M quedarían en evidencia (al no existir Al Qaeda…). Entre otros muchos cambios alrededor del mundo, a España le llegaría el momento de la República. Y, por supuesto, las tecnologías censuradas, el secreto extraterrestre, unos nuevos medios de comunicación, unas nuevas Naciones Unidas… Todo llegaría catalizado por esa desclasificación de documentos sobre el 11-S.

¿Qué tal si en lugar de seguir rezando por la paz sin enfocarnos en la realidad de lo que pasa, ponemos una foto de Julian Assange y una vela en nuestros altares y le rezamos a él? ¿Serás tú nuestro héroe, Julian? ¿El hombre que traerá la Paz al Planeta? ¿Será por eso que me siento tan intranquilo y ansioso últimamente?; ¿será porque estamos a un pasito de la Victoria?

Venga, Julian, tú puedes hacerlo… Hay algo en ti incorruptible… Tú eres un héroe, Julian, el héroe de la Humanidad…

PD: Ayer pregunté al I Ching si Wikileaks desvelaría la verdad sobre el 11-S. Me salió el hexagrama 61 : La Verdad interior.

La imagen es: “por sobre el lago está el viento. La imagen de la verdad interior. Así el noble discute los asuntos penales, con el fin de detener las ejecuciones”. Me salía una mutación en la tercera línea: “El se encuentra con un compañero, ya toca el tambor, ya cesa de hacerlo. Ya solloza, ya canta”.

No anda muy desencaminado, aunque parece que Assange va tener que pasar muchas penalidades y ataques, antes de poder hacerlo.

Esta canción de Bonnie Tyler va dedicada a ti, Julian. Necesitamos un Héroe. Urgentemente. No queremos esperar más. Queremos la Paz en el Planeta, YA!

biblioteca rafapal
shared on wplocker.com